El Significado Del Nombre


quiero un estudio

El SIGNIFICADO DEL NOMBRE

La Magia del Estudio y Análisis Transgeneracional


El Significado Del Nombre

La Magia del Estudio y Análisis Transgeneracional

La asignación de un nombre es el primer regalo que le hacemos a nuestro descendiente

¿Es muy importante el nombre que le ponemos a nuestros hijos? Les aseguro que si, que es sumamente importante y significativo, pues como se podrán imaginar, tarde o temprano el niño se reconoce a sí mismo con el nombre que le hemos dados, y al mismo tiempo comienza a preguntarse ¿Por qué me habran puesto este nombre?

En la mayoría de los casos el nombre es la repetición del nombre de un antepasado querido por los padres, es algo asi como un volver a tener a ese familiar o una forma simbólica de tener a nuestros antepasados siempre presentes.

Por eso es muy común ver que en muchas familias el primer hijo (el primogénito) recibe el nombre de su padre, quien a su vez lo ha recibido del abuelo del niño, etc. Y cuando se trata de una hija mujer, muchas veces se el pone un nombre masculinizado para no perder la relación con el padre y los ancestros. Este es el caso de nombres tales como Bernarda, Francisca, Marcela, Jorgelina, Tomasa, etc.

Cada nombre trae consigo la historia de la persona a la cual se está evocando. Historia que no siempre es feliz, pues muchas veces contiene sucesos trágicos como las violaciones, los suicidios, las muertes por accidente, la prisión, etc. Y este nombre cargado de esos significados, poco a poco va invadiendo la vida del niño al cual se lo ponen.

El significado de los nombres

No es lo mismo que le pongamos a nuestra hija el nombre de nuestra amada madre, que el nombre de una amante a la cual no podemos olvidar, pues en este segundo caso la niña sentirá distorsionada la relación con su padre y toda su vida será como una segunda novia de él. Y en el caso de que haya sido la madre quien le da a su hijo el nombre del padre de ella, eso llevará a que el niño sienta durante toda su vida el deseo de imitar a su antepasado y al mismo tiempo detestarlo pues se trata de un rival imposible de vencer.

Si a las niñas les ponemos nombres con fuerte significado como Santa, Pura, Encarnación, Inmaculada esto puede llevarlas a padecer problemas sexuales, los Napoleones o Hernán, sentirán un fuerte impulso a la conquista, los Maximo o Maximiliano siempre buscarán destacarse del resto, etc.

A veces se llama Inocencio al descendiente de alguien que fue juzgado y encarcelado injustamente, otras veces se elige el nombre Rene (nombre que viene del latín Renatus que significa renacido). Si una mujer que no ha podido superar su complejo de Electra, se casa con un hombre que tiene el mismo nombre que su padre, esto puede provocar fuertes conflictos inconscientes en su hijo varón (con el mismo nombre) ya que no sabrá si sentirse hijo de su padre o hijo de su abuelo en cuyo caso su madre se convierte en su hermana y esto le provocará problemas de madurez.

A veces los nombres son considerados simplemente “los nombres de moda” pues coinciden con los de estrellas de cine o televisión, y esto se constituye luego en una fuerte invitación a buscar la fama o el talento artístico, con la consiguiente frustración si el niño no tiene aptitudes para ello.

Los nombre y apodos diminutivos son también muy frecuentes: Nena, Bebe, Juancito, Robertito, Rosita, Junior, etc. y esta es la forma más simple para fijar para siempre en la inmadurez a una persona que solo podrá superarlo cuando tome consciencia de lo que le sucede o se cambie el nombre.

En mi caso particular me pusieron el nombre de mi padre y de mi abuelo (Roberto) y como apodo me asignaron el mismo que a mi padre y a mi abuelo: Cachorro. Con lo cual durante los primeros años fui solo Roberto nieto o Cachorrito, y ya de grande cuando murió mi abuelo me transformé en Cachorro hijo.

Durante la mitad de mi vida viví con este lastre encima sin darme cuenta de lo que estaba sucediendo, una de cuyas consecuencias fue que yo era lampiño (carecía de vellos en el pecho), y esto solo se solucionó después de los 40 años, cuando decidí pedirle a toda mi familia y amigos que dejaran de llamarme Cachorro.

Entonces como mágicamente en una semana me creció el vello en el pecho.(Seguí siendo Roberto, pero un Roberto ya consciente de mi herencia y por lo tanto independiente de ella). He conocido el caso de una joven que tenía los pechos de una niña de quince años, hasta que después de los 30 años cuando tomó consciencia de lo que le sucedía, de la noche a la mañana le crecieron considerablemente los pechos.

Tal vez estés pensando en este momento que no sabes cuál es el significado de tu nombre y que al desconocerlo eso no hará que te afecte. Pero te puedo asegurar que si consultas alguna lista de significados de los nombres, como por ejemplo http://www.tuparada.com/nombres/ te quedarás sumamente impresionado al notar las coincidencias entre los significados generalmente aceptados y el parecido con las personas que conoces que llevan esos nombres.

Nosotros podemos no saber conscientemente cuál es el significado de nuestro nombre, pero nuestro inconsciente SI lo sabe y se siente afectado por ello, pues se trata del sonido con el cual nos identificamos. Y ese sonido funciona sobre el inconsciente como un mantra (palabras que se usan como encantos en las tradiciones hindues).

Para los hindues el nombre es como un mantra, como una forma mágica de conectar el mundo visible con el invisible y por eso le asignan nombres especiales a sus hijos y monjes (cosa que los cristianos también hacen, hasta el punto de ponerle un nombre especial a cada Papa)

En síntesis podemos decir que el nombre que nos han asignado no solo nos identifica, sino que al mismo tiempo NOS LIMITA  y por eso este es uno de los puntos que se analizan en un estudio psicogenealógico (el estudio del árbol transgeneracional de una persona) para asi poder darle a la persona que consulta, la libertad de ser como verdaderamente desea ser en su vida.

La onomástica en general, y más específicamente la antroponimia o estudio de los nombres propios de persona, es una rama de la lexicología que estudia los nombres propios con sus orígenes y significado, usando para ello métodos comunes a la lingüística, así como también investigaciones históricas y antropológicas.

Al igual que muchas culturas indígenas contemporáneas, los nombres propios también en su origen tienen un significado especial que se transmite a quien lo porta. Si deseas conocer el significado de tu nombre puedes consultar la siguiente página web:
http://www.tuparada.com/nombres/

Con mis mejores deseos
Dr. Roberto A. Bonomi

SOLICITAR UN ESTUDIO TRANSGENERACIONAL

COMPRAR EL LIBRO “Problemas de Pareja”

COMPRAR DVD DEL SEMINARIO TRANSGENERACIONAL

BAJAR EL LIBRO DE MUESTRA GRATIS

¿Te gustó esta explicacion?

Si te has perdido el Webinario de Análisis Transgeneracional

Para solicitar tu propio Estudio Transgeneracional

La Magia del Estudio y Análisis Transgeneracional

INFORMES GRATIS

Anote sus datos en uno de los siguientes formularios y comenzaremos por REGALARLE…

El primer video del Dr. Bonomi sobre La Herencia Transgeneracional

Para Qué Sirve Un Estudio Transgeneracional

¡Necesito Amor!

Y quiero saber cómo conseguirlo 

[/share-to-unlock]